¡Único! La ola de calor en Ushuaia y la nieve en Jujuy

Sabemos que el cambio climático da postales increíbles, además de preocupantes. Pero de todos modos son dignas de admirar, para ver lugares como nunca han estado, pero también para tomar conciencia. Como pasó en dos lugares 100% turísticos.

Estamos hablando de las provincias de Jujuy y Tierra del Fuego. Más precisamente en en Catua y Mina Pirquitas en el Norte y Ushuaia y en Santa Cruz, en el Sur. Lo raro es que se registró una sensación térmica histórica de 3°C en el Norte, y en el Sur, a raíz de una ola de calor, la sensación térmica llegó a los 42°C.

Condiciones extremas

En el Norte Argentino, el fenómeno se produjo en el marco de una tormenta que afectó a gran parte de la región cordillerana. El Servicio Meteorológico Internacional informó que el calor en la Patagonia superó dos récords históricos: en Río Grande alcanzó los 30,8°C y en el Perito Moreno alcanzó los 38,2°C.

Por esta razón, la gobernadora Rosana Bertone (PJ), se vio obligada a restringir la jornada laboral en oficinas públicas, ya que estas son aptas “para calefaccionarse y no para enfriarse”, según consignó a la Agencia de Noticias Télam. Es que la temperatura promedio del verano austral es de 10 ºC, oscilando entre 6 y 18 grados. Para sumar un dato pintoresco a la atípica situación, a principios de febrero, cuando ocurrió esto, los turistas y hasta los propios fueguinos acudieron masivamente a bañarse en aguas del Canal de Beagle, ¡impensable!.

¿Cuál fue la razón de esto? Lo explicó Carlos Zotelo, licenciado en Ciencias de la Atmósfera (Conicet): “Durante varios días tuvimos un centro de alta presión muy intenso sobre la provincia de Buenos aires, que se desplazó un poco hacia el Océano Atlántico. Eso genera aire caliente, muy intenso, desde la región norte hacia el centro de la Patagonia”. Y agrega: “Por otro lado, la ausencia de la corriente en chorro, que es un limitante de hasta dónde puede llegar ese aire caliente, permitiendo que ingrese más todavía hacia las regiones del extremo sur continental. Y además la conjunción con días despejados, que hizo que la intensidad de la radiación sea mayor y, por lo tanto, la temperatura haya ascendido a valores más altos de los que tenemos en el norte. Trelew tenía temperaturas más altas que Posadas”.

¿Y en el norte?

En el otro extremo del país ocurrió todo lo opuesto: la zona de La Puna y de La Quebrada se cubrió de nieve en pleno verano tras una tormenta en la zona cordillerana. Las localidades de Catua (en el sur de Jujuy) y Mina Pirquitas (al noroeste) registraron muy bajas temperaturas. La sensación térmica llegó a los 3 ºC.


Para los especialistas, estos eventos tienen “una relación indirecta con el cambio climático, que avala que se van a ir dando eventos extremos en forma más recurrente. Y eso está asociado con la energía que tiene el sistema Tierra-atmósfera, que viene del sol. Si este tiene pequeñas perturbaciones, repercute muy fuertemente, por lo que la atmósfera tiene que redistribuir la energía en todas sus escalas. Eso hace que tengamos huracanes más intensos, olas de calor más profundas, viento.

La verdad, es cierto eso de que el tiempo está loco. Debemos hacer algo para cambiarlo.

Entradas relacionadas

Dejanos tu comentario